Sandro y una oportunidad idónea

Sandro Ramírez necesitaba una nueva oportunidad, un nuevo escenario y contexto que le permitieran recuperar el nivel de aquel jugador que maravilló en Málaga tras abandonar la Masía del Barça y que se ha visto diluido estas últimas temporadas en diferentes clubes. La SD Huesca le ha brindado al jugador canario, de aún 25 años, la oportunidad de competir un año más en Primera División y de poder recuperar una de las tareas que más lastran a los delanteros: la cuota goleadora. Llega libre procedente del Everton.

Su carrera

Y es que tras finalizar su campaña en el club malagueño con 14 goles, Sandro Ramírez ha tenido un paso pobre por grandes clubes que habían depositado grandes aspiraciones en él, como Sevilla, Everton o Real Sociedad, en los que no logró estrenarse en liga con ninguno de los equipos.

De la noche a la mañana, Sandro perdió uno de su atributos que le hacían mejor futbolista: su confianza en él mismo y su decisión de cara a la portería rival. Cabe destacar que esta pobre efectividad de cara a portería del atacante canario ha eclipsado sus buenas cualidades técnicas así como sus aptitudes y aportaciones en sus respectivos equipos.

Cualidades y aportaciones al equipo

La temporada pasada en el Valladolid, volvió a dar muestra de que es un delantero muy móvil, capaz de partir desde la banda con tendencia hacia al centro o de romper en desmarques de ruptura a la espalda rival.

Estas cualidades, sumadas a una buena conducción y golpeo de balón, le permiten causar peligro a la defensa contraria con mucha facilidad. El único problema, el ya comentado, que en los metros finales parece que se le apagan las luces. Aunque cada escenario es particular y diferente, y las lesiones tampoco han ido de la mano de Sandro, el canario aterriza ahora en un contexto y entorno ideal para su fútbol.

Nuevo escenario y oportunidad ideal

El Huesca necesitaba el perfil de ese jugador capaz de romper línea con o sin balón y capaz de complementarse con Okazaki, o Rafa Mir, con una tendencia a pisar menos área pero contener más el balón.

Asimismo, futbolistas como Borja García, Ontiveros o Ferreiro tienen el perfil exacto para también entenderse con el delantero canario y aumentar la calidad del bloque conjunto del equipo. Tanto para Míchel, como para el propio Sandro, es importante que el jugador recupere la confianza y se sienta importante y pieza clave en el esquema de un equipo que le gusta llegar a portería con el balón en los pies. Si su adaptación y confianza son fructíferas, no hay duda que Sandro volverá a ser un jugador importante y tanto Huesca como él saldrán ganando.

Foto portada: @sandroramirez9

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

25 comentarios en «Sandro y una oportunidad idónea»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.