José Rodríguez: «Nuestro objetivo era estar aquí, ahora, a disfrutar»

Hoy charlamos con José Rodríguez, un analista de fútbol que ha pasado por diferentes lugares hasta llegar al lugar donde está hoy. Mientras un equipo de segunda división española le cerraba las puertas tras un año trabajando juntos, el Midtjylland, un imberbe club de Dinamarca, que este año debuta en la UEFA Champions League, contactaba con él para hacerse con sus servicios como analistas de datos y rendimientos. La historia de un inconformista al que le gustan los retos.

¿Cuál fue tu excusa para estudiar periodismo viendo los tiempos que corren para la profesión?

Pues sinceramente me vi a punto de acabar el instituto, sin tener idea de que quería estudiar. Siempre me gustó leer, escribir, el deporte y me lance. Tuve la fortuna de que antes de acabar la carrera ya tenía algo firmado con un medio local en Canarias, con el cual estuve casi 3 años colaborando con ellos y llegó un momento en el que lo que hacía no me llenaba y me di cuenta de que lo que a mí me gustaba era el fútbol desde dentro y no informar desde fuera.

Me formé; viaje por toda Europa impregnándome de su cultura; aquí en España siempre me llamó mucho la atención el buen trabajo que hay en el formato de las direcciones deportivas y estudié el título de dirección deportiva; siempre fui un apasionado de cómo los portugueses analizan y trabajan todo el tema del scouting y análisis táctico, y me fui a Portugal a estudiarlo; y luego, una cosa que me dio un salto cualitativo, fue hacer un máster de Big Data vinculado al deporte, que creo que fue lo que me dio un plus, marcar diferencias y estar hoy donde estoy.

Y a pesar de labrarte una oportunidad, ¿Qué fue lo que hizo que aparcaras el periodismo, al menos por el momento?

Yo trabajaba con el día a día de la U.D. Las Palmas, e iba a los entrenamientos y me interesaba más por lo que estaba haciendo el entrenador, cuáles eran las variaciones de los ejercicios, etcétera.

***

«Cuando iba a los partidos me gustaba ir más allá de informar, y entonces me di cuenta de que tal vez mi lugar no está fuera, sino trabajando desde dentro.»

***

Con el panorama tan oscuro que observan muchos jóvenes periodistas, ¿Crees que puede ser una opción para la profesión el trabajar dentro de los clubes, ya sea como director deportivo o demás puestos dentro de un club?

Sinceramente, creo que no. Los casos que conozco es de gente que se ha especializado en ligas extranjeras, algo que en el caso de las direcciones deportivas llama mucho la atención. Tengo una anécdota con Víctor Orta (director técnico del Leeds) que me dijo una vez que si realmente quería marcar las diferencias tienes que ir a especializarte en una liga que no haya gente que la controle y hacerte ver que tú tienes un gran conocimiento de los clubs. En mi caso, yo siempre me focalicé en la liga brasileña, ya que tenía familia allí y siempre me gustó ese fútbol, y, por ejemplo, eso me llevó a trabajar como scout en Portugal de la Liga Brasileña.

En la temporada 19/20 trabajaste en las categorías inferiores de la U.D. Las Palmas. ¿A qué te dedicabas dentro de la Unión Deportiva?

Pues trabajaba con el Infantil Preferente, gracias a que en un curso conocí a los dos compañeros que estaban dentro del cuerpo técnico y posteriormente supieron las cosas que yo hacía de análisis y estadísticas, y se interesaron mucho en mi perfil, hablaron con el club, propusieron mi incorporación y estuve con ellos toda la temporada trabajando en el tema de entrenamientos, análisis de rivales y observando como progresan los chicos.

Fue una experiencia muy bonita, compartí trabajo con un cuerpo técnico que hacía una labor brutal y aprendí mucho con gente muy cualificada. Cuando acabó la temporada, el club me llamó y me dijo que no iban a contar conmigo para la 20/21 dada la situación, y yo en ese momento estaba negociando mi incorporación con el Midtjylland.

¿Cómo contacta el Midtjylland contigo?

Después de salir de Portugal, tenía un amigo que comenzó a trabajar como analista en un club profesional en Finlandia de primera división y me propuso ir para allá con él. Pues cogí las maletas y fui para allá. En esos momentos la salud económica del equipo no era la mejor y regresé y la casualidad que el capitán hasta el año pasado del Midtjylland era canterano del equipo donde yo estuve.

Entonces, el cuerpo técnico de ese club vino aquí y a observar la metodología, el cómo trabajábamos en Las Palmas y en medio del confinamiento, este amigo mío me escribe y me dice que el Midtjylland estaba buscando a alguien para el departamento de análisis y me mandó los datos del que hoy es mi jefe. Le contacté, tuve con él varias entrevistas y al cabo de un par de días me dijeron que estaba dentro.

Es bastante drástico el cambio de Gran Canaria por Dinamarca, ¿no? ¿Cómo llevas la adaptación?

La verdad que bien. Lo que peor llevo son las comidas porque aquí llevan otro ritmo, pero del resto bien. Hay que trabajar mucho, pero no me ha supuesto ningún gran cambio. Ahora está empezando el frío y yo como canario no lo llevo del todo bien, pero al final, mientras uno esté trabajando en lo que verdaderamente le guste, todo va de cara.

También tuve la suerte de que en la plantilla hay algún hispanohablante, aunque todos hablan inglés y te puedes comunicar con todos los jugadores y el staff. Si es verdad que aquí me encontré con Sory Kaba, que estuvo en el Elche hace unas temporadas y habla español perfectamente y se hacen buenas migas con él y nos vamos “los españoles” a cenar por la ciudad o dentro de las instalaciones del club nos tomamos algo y charlamos, y al final eso también facilita la adaptación.

¿Y tú día a día como es?

Normalmente, llegamos al club sobre las 7:30-8:00 y debatimos qué es lo que se va a hacer en el entrenamiento. Luego a las 9:00 toda la plantilla y los empleados desayunamos juntos en un salón dentro de las instalaciones. Sobre las 10:30, comienza el entrenamiento. Nosotros trabajamos grabando el entrenamiento y posteriormente se lo pasamos al staff para que después de comer lo tenga y analizarlo. Después de exportarlo, comemos, y por la tarde hacemos un seguimiento estadístico de la sesión, un seguimiento de diferentes partidos, análisis de datos y rivales, etc.

En la época de la estadística, donde todos tenemos en nuestro móvil una aplicación como SofaScore o WhoScored, ¿tú con qué datos sueles trabajar?

Pues normalmente son más complejos que esos. El dueño del club es propietario de una empresa de proveedores de datos que trabaja con casas de apuestas, pues todas esas variables, que son solo de partidos, no de entrenamientos, las trabajamos para los informes de los encuentros. En otros clubs donde había estado sí es verdad que no miran con mucho énfasis estos datos, pero es cierto que aquí se da incluso más importancia al dato que al vídeo, por ejemplo.

Trabajamos, en las finalizaciones, por ejemplo, con varios tipos. ¿Cómo finalizamos? ¿Qué tipo de finalizaciones tienen los rivales? Aunque todo, al fin y al cabo, depende del modelo de juego y variables como la presión, la salida de balón, que se trabajan casi a diario.

Hace unas semanas comentaste en Radio Marca que todos los jugadores de la academia convivían en las instalaciones del equipo. ¿Te puedes explayar un poco más en esto?

Si, eso me impactó. Yo venía de trabajar en el fútbol base, y no estaba acostumbrado a ello. A partir de los 16 años, todos los canteranos tienen que vivir en la ciudad deportiva, que es muy similar a un Centro de Alto Rendimiento. De hecho, lo es. Ahí entrenan los mejores deportistas daneses, pero al mismo tiempo, los chicos conviven en esas instalaciones y al final eso crea mucha química entre compañeros de equipos. Además, ellos mismos tienen que limpiar y cocinar, creando una cultura de trabajo desde muy jóvenes, y tan solo pueden irse a sus casas después de los partidos, aunque hay muchos que prefieren quedarse con los compañeros todo el fin de semana dentro de las instalaciones jugando a la Play o en las canchas.

Dentro del equipo Sub19 o Sub17, ¿le has echado el ojo, como se suele decir, a algún jugador que puede ser importante en el panorama futbolístico en los años venideros?

El club sabe que es un club exportador de talento. En los 20 años de historia que tiene el club, son 50 o 60 los canteranos que han salido a clubes profesionales, lo cual habla muy bien del trabajo que se está haciendo en la base y de la importancia que se le está dando a la misma.

Respondiendo a tu pregunta, cuando el trabajo me lo permite, suele ir a ver al Sub19 o al Sub17, porque, además, muchas veces conviven contigo y les tienes cariño y me gusta ir a verlos. Asimismo, los jugadores más talentosos del Sub19, que es la antesala del primer equipo, suelen tener dinámica de primer equipo y hacemos un seguimiento de su progresión, del potencial que pueden tener, etcétera. El año pasado, el equipo juvenil hizo historia y fue el primer equipo danés que se metió en unos cuartos de final de la Youth League.

Sin embargo, en el duelo contra el Ajax, que era otro de los cuartofinalistas, estaba comenzando la pretemporada del primer equipo, y se decidió que varios jugadores juveniles, con dinámica del primer equipo, no jugasen con el equipo juvenil y entrenara esos días con la primera plantilla. Uno de esos jugadores es Gustav Ibaksen, que es un extremo espectacular, que no tardará en asentarse en el equipo. Calculo que hay unos 10-12 futbolistas que llegarán al fútbol profesional sin ningún tipo de problema.

Entonces habrá que estar atento a esas jóvenes promesas que, por desgracia para ustedes, acabarán en grandes clubes europeos más pronto que tarde.

Por desgracia para nada. El club tiene muy clara su política, y eso me llamó mucho la atención. La idea del club es desarrollar talento, porque tiene la capacidad para ello, y después, son conscientes de que no pueden retener ese talento.

***

«El ciclo tiene que ser formarlo, venderlo, sacar un buen dinero para las arcas del club, que el jugador esté contento y agradecido por la formación adquirida aquí y por haberle facilitado una salida a un club con mayores aspiraciones, y tú seguir buscando talento para continuar con la misma filosofía.»

***

Dejando a un lado lo institucional, táctico y demás, comentabas que el objetivo del club es formar, vender, y en caso de que, por equis circunstancia, exista la posibilidad de un retorno, vuelva. Y esto es lo que ha pasado con Pione Sisto en el pasado mercado estival que llega con la vitola de estrella. ¿Cómo está el ambiente ahí con el retorno del ya ex jugador del Celta de Vigo?

Sin duda. Pione es un jugador con nivel para en una liga Top5 de Europa. Pero esto al final es fútbol, no te adaptas, tienes un año malo y las cosas no van como pensabas. En su decisión, creo que fue inteligente. Hay gente que lo puede ver como un paso atrás, pero yo creo que es un paso para volver a coger impulso. Pione es un jugador tremendo, capaz de romper un partido en cualquier momento, desequilibrio puro y duro; y yo creo que a él le hizo mucho daño la prensa española.

En España lo crucificaron y a mi sinceramente me parece un espectáculo como persona. Cuando llega un jugador de este nivel te esperas a un futbolista con aires de grandeza, y sin ir más lejos, fue saludando uno por uno a todos los que ya conocía de su etapa aquí años atrás y presentándose con todos los nuevos.

Además, se sabe tu nombre, habla perfectamente español, que incluso leí en la prensa que Pione no hablaba español y se junta mucho con el grupito de hispanohablantes del club. Y él aquí se siente en casa. Muchos de sus antiguos compañeros todavía siguen aquí y se siente como en casa. Ha ido entrando poco a poco en el equipo, porque llevaba mucho tiempo sin jugar, pero pronto se convertirá en un jugador fundamental, tanto en la liga como en la Champions.

Y siendo un jugador muchas veces anárquico, un gambetero como dirían los argentinos, pero ¿cómo es Pione en datos?

Al final siempre depende de lo que quieras analizar. Nosotros en concreto, para los extremos, no nos centramos en datos específicos, sino en el perfil de los jugadores y en lo que queremos buscar de ellos. Las ocasiones que genera, cómo las genera, y dentro de nuestro sistema, le damos mucho valor a los centros, ya que somos un equipo muy vertical que juega mucho por bandas.

Tras ser campeones la temporada pasada, en esta habéis comenzado con un tanto de irregularidad, con dos victorias, un empate y una derrota en cuatro partidos, aunque por otro lado es normal tras un Fase Previa de la UEFA Champions League tan exigente.

Sí, exacto. El club se jugaba muchísimo con la previa de Champions y, además, probablemente nos tocó bailar con la más fea. Primero con el Young Boys y después con el Slavia Praha que para nada eran un caramelito. Todo el mundo cuando hablaba del Slavia tenía en la cabeza la gran fase de grupos que hizo la pasada edición de la Champions con Barça, Inter de Milán y Borussia Dortmund y fue un rival complicadísimo, y sí es verdad que el sobreesfuerzo de la doble competición, las muchas emociones, las semanas muy intensas y también esta “pretemporada” tan atípica resultó muy extraño.

En el primer partido para nada merecimos perder. En los primeros 45 minutos, el otro equipo apenas pasa del centro del campo, y los goles llegaron a tras un saque de banda largo y una sucesión de rebotes, y el segundo acabando el partido con el equipo ya volcado sobre la portería contraria. También en liga no ha sido fácil, y también ahora vienen unas jornadas que son una locura que, además, coinciden con la Champions, en las que jugamos con el Odense, que es un equipo que siempre lo hace bien, con jugadores jóvenes muy interesantes como el hijo de Gudjohnsen y otro chico que estuvo en Las Palmas Atlético, y luego jugamos contra el Brøndby, que es el actual líder y el Nordsjælland, que es otro de los grandes del país.

Hablabas antes de esa derrota en el partido de ida frente al Slavia que no merecisteis perder. Sin embargo, en el partido de vuelta, ganasteis con un contundente 1-4, con una media de edad de 24 años en los jugadores de campo, que habla muy bien del trabajo en la academia y del trabajo de scouting

Sí, es la filosofía del club, traer talento joven y desarrollarlo. También la gran previa de Champions que hicimos llama la atención de muchos equipos y el final de mercado fue bastante complicado. Varios clubes intentaron fichar a varios de nuestros jugadores, pero al final el equipo hizo un esfuerzo y a pesar de ser un club vendedor, todos finalmente se quedaron aquí, llamados en gran medida por jugar esta edición de la UEFA Champions League.

Ya para acabar, en mi opinión, el grupo el Madrid con Inter, Borussia Mönchengladbach y Shakhtar es un grupo de la muerte de esta fase de grupos, pero ese emparejamiento con Liverpool, Ajax y Atalanta hace que vuestro grupo no este muy lejos de esa catalogación

Para mí el más complicado es este, y no porque nosotros estemos. Tienes al Liverpool, que yo creo que es el mejor equipo del mundo, a pesar de que el Bayern München ganó la Champions meses atrás. Tienes a la Atalanta, que estuvo a dos minutos de ser semifinalistas eliminando al PSG, anotando más de 3 goles por partido en Serie A y ofensivamente es un equipo espectacular.

Y después tienes al Ajax, que sí es verdad que ha perdido talento pero que sigue manteniendo a Neres, Promes, Tadic y después han fichado a jugadores como el brasileño Anthony o Kudus, que jugó en Dinamarca el año pasado. Evidentemente es un grupo complicado y que creo que será muy vistoso por la manera que tienen todos los equipos de afrontar los partidos. Nosotros somos conscientes de nuestras limitaciones, pero estamos tranquilos, nuestro objetivo era estar aquí, y a partir de aquí disfrutar y hacer el mejor papel posible.

Foto de portada: José Rodríguez

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

642 comentarios en «José Rodríguez: «Nuestro objetivo era estar aquí, ahora, a disfrutar»»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.