El Real Madrid navega a la deriva

El Real Madrid se encuentra a la deriva. El rumbo es el mismo de siempre, se ha hecho el mismo recorrido en incontables ocasiones durante su historia. Sin embargo, hay temporadas donde nada sale bien y no se logra llegar de la mejor manera. El inicio de la temporada ha sido nefasto, y buena cuenta de ello da la delicada situación en Champions y la posición poco usual de la liga.

Hubo temporadas donde elaborar el once del Real Madrid era un rompecabezas

La temporada pasada el Madrid se proclamó campeón de liga tras un final de campeonato sólido, sin embargo, no mostró en ningún momento buenas sensaciones. Eliminado de la Champions por el Manchester City y de la Copa del Rey por la Real Sociedad los blancos se agarraron al único clavo que les quedaba. A pesar de los buenos resultados cosechados, al Real Madrid lo salvaban situaciones puntuales en el juego como un penalti o la presencia del VAR.

Esta temporada, sin ninguna modificación en la plantilla más que la marcha de algún jugador como Gareth Bale, y con la única incorporación de Odegaard, el Madrid no muestra síntomas de mejoría. Los resultados lo han ido salvando en las primeras jornadas y el simple hecho de vencer al Barcelona en el Clásico (1-3)  le dio una oportunidad más al equipo merengue. Sin embargo, durante estas últimas semana un cúmulo de acontecimientos han provocado que el equipo entre en crisis. Las lesiones de Benzema, Ramos o el positivo de Casemiro evidenciaron la falta de proyecto deportivo sólido. Pero no se trata de identificar un único problema o un culpable como tratan de hacer muchos, sino que será mejor analizar los diferentes causantes de esta situación.

Modric observa sorprendido la situación de juego || Foto: @realmadridcf

La plantilla

Puede que sea una de la temporadas donde el Madrid cuenta con una de las plantillas más cortas y faltas de recursos de su historia. La presencia de la crisis sanitaria y la fuerte inversión que se ha hecho en el nuevo estadio pueden ser los causantes de esta realidad. No hay dos jugadores por puesto y la enfermería esta llena semana tras semana. A todo esto hay que sumarle el cansancio mental que aparentan algunos jugadores como Toni Kroos, Varane o Benzema.

Y es que no se aprecia tampoco ninguna competición interna por puestos, recordamos que hubo temporadas donde elaborar el once del Real Madrid era un rompecabezas, o donde se podía permitir cambiar a los once jugadores de campo en un partido y seguir compitiendo a un altísimo nivel. La necesidad del Madrid ahora mismo es encontrar un nuevo líder, que no solo empuje al equipo a ganar los partidos, sino que pueda igualar grandes registros goleadores.

Zidane

Puede que parezca el más señalado o el más culpable de esta situación. Desde mi punto de vista no ha sabido revertir la situación que se encontró cuando decidió volver. En numerosos encuentros da la sensación de que el equipo sale sin ningún plan de juego específico. Parece que no hay una preparación previa por parte del entrenador. Uno de los ejemplos fue el partido frente al Alavés, el cual perdió 1-2. Cualquiera que se hubiera visto los últimos encuentros del conjunto babazorro pudo apreciar la importancia que adquirió Luis Rioja por la banda izquierda. Pues bien, Zidane decidió alinear a Lucas de lateral teniendo la posibilidad de asegurar el carril derecho mediante la presencia de Militao.

Zidane da órdenes a sus jugadores desde el área técnica || Foto: @realmadridcf

Además de no dar la sensación de tener un plan de juego concreto, las reacciones en los encuentros son, en su mayoría, tardías e irrelevantes. Los jugadores de banquillo no suponen cambios relevantes en el juego, ya que se dedican a suplir las mismas funciones de los anteriores compañeros.

Se podrían destacar muchos más errores sistemáticos que se llevan viendo a lo largo de las competiciones, pero el objetivo no es buscar culpables, sino tratar de poner en evidencia las carencias de un Real Madrid irreconocible. Un Madrid que navega a la deriva y que de seguir en esta línea no le auguro un buen futuro. Las aspiraciones más urgentes pasan por vencer al Sevilla en liga y conseguir engancharse en la clasificación y jugarse la clasificación de Champions ante el Borussia Mönchengladbach.

Foto de portada: @reralmadridcf

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

285 comentarios en «El Real Madrid navega a la deriva»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.